Ansiedad por Accidentes

Inicio » Ansiedad » Ansiedad por Accidentes

Después de un accidente, ya sea de tráfico, en el trabajo o quizás doméstico, la víctima puede sufrir daños que superen lo meramente físico y dar lugar a problemas psicológicos, como la ansiedad. Este síntoma en concreto puede aparecer tras un episodio en el que se haya sufrido una sensación de miedo excesivo o que haya producido heridas y diversos daños físicos. El temor es un indicativo muy común en las personas que sufren de este tipo de ansiedad, repitiendo la situación del accidente constantemente en su cabeza.

Otro camino que provoca la ansiedad es la negación, no creer que el accidente ha tenido lugar y por lo tanto no asumirlo ni poder plantear una solución para superarlo. Este factor puede llevar al accidentado a que coja ciertas manías, por ejemplo, a coger el coche o a repetir la acción en la que todo sucedió. Finalmente, el resultado final termina por ser la intranquilidad y un nerviosismo constante.

Es importante abordar la ansiedad por accidentes de manera adecuada y lo antes posible. Hablar de lo ocurrido con familiares y amigos cercanos o intentar poco a poco volver a la normalidad, puede resultar útil. Sin embargo, lo aconsejable es compatibilizar la ayuda de familiares y amigos con la profesional, es decir, acudir a un psicólogo especialista en ansiedad por accidentes.

En PSINTRA Psicólogos contamos con profesionales en tratamientos de la ansiedad por accidentes desde su estado más superficial hasta los casos de mayor profundidad. No dudes en contactar con nosotros.

LLámanos ahora 634 552 227
Ir arriba

¿Necesitas que te echemos una mano?
Somos especialistas en Ansiedad, Duelo y Trauma.

Una CRISIS SANITARIA como la que estamos viviendo actualmente nos rompe los esquemas y pone a prueba nuestros recursos.
Tanto si estás en contacto directo con la COVID-19 o sus consecuencias,
como si estás lidiando con el confinamiento, en compañía o en soledad,
es NORMAL que te veas secuestrado por cambios bruscos en tu estado de ánimo o sentirte presa del ESTRÉS, la ANSIEDAD, la TRISTEZA, y/o el MIEDO.
No tienes por qué pasar esto solo.